dimarts, 10 de juny de 2008


hoy he soñado que unos brazos conocidos me rodeaban y me decían que la negatividad no estaba hecha para mi.
después de unas palabras más, me miró mientras le estaba inundando la camiseta de unas lágrimas de aceptación. no dijo nada. sabía que lo mejor era el silencio porqué cualquier palabra que pronunciase sería incapaz de devolversela entera.
me repuse y le devolví un "¿y tu, cómo estás?" del cual no obtuve respuesta alguna. supe entonces, que todas esas palabras que había tirado hacia mi también le sirvieron para él.


me desperté.


y me entraron ganas de salir a que me diese el aire, de aprovechar el día, no sé, esas cosas que hace ya tanto tiempo que no hago.

dijous, 5 de juny de 2008

creo que se va a pique.

la proa se está llenando de agua y sólo queda un suspiro para que todo se vaya hasta el fondo del oceano más hondo del planeta azul.

¿y qué?

y qué...